A pesar que hace unos días Netflix señaló a Forbes México que no tenía información sobre si se replicarían en México los aumentos anunciados en sus tarifas en Estados Unidos, la empresa anunció un ajuste en sus precios.

A partir de este jueves, las tarifas de la plataforma suben para los nuevos usuarios, mientras que los miembros que ya están activos tendrán un ajuste posterior, medida que tiene como propósito mejorar el servicio.

“De vez en cuando, los precios de los planes de Netflix son ajustados para poder agregar más series de televisión y películas exclusivas, además de desarrollar nuevas funcionalidades, como la posibilidad de descargar contenidos offline. Con todo esto se busca mejorar la experiencia de nuestros miembros y ayudar a que encuentren lo que quieren ver aún más rápido”, señaló a Forbes México la compañía.

Después de dos años de su último ajuste tarifario, la firma detalló que el plan básico de una pantalla pasará de 99 a 109 pesos mensuales.

El plan estándar para dos pantallas se incrementará de 129 a 149 pesos, mientras que el paquete premium, para cuatro televisiones, irá de 159 a 199 pesos.

“El último reajuste de precios que Netflix realizó en México fue en octubre de 2015. Como siempre, los miembros pueden cancelar o cambiar de plan en cualquier momento sin penalidades ni compromisos”, detalló la empresa de streaming de contenidos.